Optimización web: cómo hacerlo correctamente [+Guía]

New Call-to-Action

Desde que tiempo atrás los buscadores empezaron a tomar relevancia, el posicionamiento SEO se ha convertido en uno de los pilares fundamentales del marketing online actual.

Aparecer en las primeras posiciones en buscadores como Google puede resultar de mucha utilidad para consagrar a tu empresa dentro del terreno online. Poco hace falta decir para convencerte de que tienes que trabajar el SEO de tu página web, así que seguro que ya lo tienes en cuenta.

Pero ahora surgen las dudas: ¿quieres saber cómo hacer una optimización web y llevar a cabo una buena estrategia de posicionamiento SEO? ¡Sigue leyendo!

¿Qué es la optimización web?

La optimización de una web es la utilización de herramientas y estrategias avanzadas, que consisten en adaptar los contenidos de tu web y orientarlos a las búsquedas que realizan los usuarios, para así mejorar el rendimiento de la página web, generando materiales de interés y tráfico.

Optimizar tu sitio web: ¿por dónde empezar?

Antes de entrar en materia debes tener clara una cosa: el SEO no es estático. El dinamismo del sector y las modificaciones que los buscadores van introduciendo en sus algoritmos hace que el SEO tenga que ser dinámico, una tarea que debe estar en continua revisión para poder adaptarse con éxito a los cambios que se van generando.

Una vez claro esto, sí que hay dos estrategias que son consideradas imprescindibles en el proceso de optimización web para los buscadores:

SEO on page vs SEO off page

  • El SEO offpage. Se basa en la obtención de enlaces de páginas externas que lleven hasta la web que se pretende optimizar. Con ello, se consigue que el site en cuestión consiga más autoridad (es decir, que se posicione como una web de referencia en su ámbito de actuación).
  • El SEO onpage. Consiste en modificar elementos de la propia página web para que atraiga tráfico de manera más efectiva. La modificación de estos elementos siempre se hace en función de las long tail keywords que previamente se han definido, entendidas como secuencias de palabras que permiten realizar búsquedas más específicas.

Para conseguir que estas dos estrategias se adapten a lo que los buscadores demandan, es necesario trabajar en tres frentes complementarios e indispensables para llevar a cabo una correcta estrategia de posicionamiento.

Optimización web

Si las quieres conocer en más profundidad, te recomendamos la lectura de la guía Los secretos del SEO.

1. Optimizar el sitio web

Para trabajar la optimización SEO de tu sitio web hay que tener en cuenta estas cinco variables:

  1. La elección del dominio. Entendido como la navegación entre la página inicio y cada una de las páginas individuales. Aquí lo mejor es escoger un .com, aunque todos los dominios posicionan de forma similar. Siempre que puedas trata de escoger un dominio que te identifique y que, además, te ayude a posicionarte con la keyword que has escogido.
  2. Web pensada de cara al SEO pero también pensada para satisfacer las necesidades del usuario. En este punto te recomendamos centrar bien la información, no abusar en exceso de los textos y nunca, nunca, implementar elementos flash o música automática, ya que son prácticas que pueden ser penalizadas por los buscadores.
  3. Evitar las páginas duplicadas. Esto es esencial y, por ello, hay que trabajar para solucionarlo. Un claro ejemplo es cuando para acceder a una web se puede hacer desde diversas URL (por ejemplo, con o sin el www).
  4. Incorporar el archivo robots.txt en tu web, ya que ello mostrará a los motores de búsqueda todo el contenido que se debe tener en cuenta para la indexación de páginas. Se trata de archivos situados en un directorio raíz —esto es, en el primer directorio o carpeta de una jerarquía— que especifica a los buscadores a qué directorios o archivos pueden acceder y a cuáles no. Un caso ilustrativo sería el de las páginas con los datos de contacto de una empresa. Aunque aportan información útil para el usuario, es posible que a la compañía en cuestión no le interese que los buscadores la incluya en sus resultados. Para evitarlo, es suficiente con especificarlo en los robots.txt.
  5. Introducir el sitemap.xml, ya que proporciona información valiosa sobre la jerarquía dentro de la web. En este elemento se detalla la jerarquía de la información en un determinado sitio web. Dicho de otro modo, indica cómo están organizadas las páginas dentro del dominio y cómo se puede llegar a todas y cada una de ellas desde la página principal. En este sentido, se recomienda que las URL —las secuencias de caracteres con las que se identifican las página— estén relacionadas con los contenidos de la página en cuestión. Veámoslo con un ejemplo: un buscador interpretará mejor el contenido de la URL www. example.com/mammal/dogs/english-springer-spaniel.html que el de la de esta otra: www.example.com/node?type=6&kind=7.

Una vez analizadas las variables anteriores, es necesario los elementos susceptibles a ser optimizados:

Elementos SEO de la página web

Elementos SEO de la página web

  • Título de la página. Debe incluir una keyword, colocándola si es posible cerca del inicio (cuanto antes, mejor).
  • Encabezados HTML. Se trata de encabezados dentro de la página con varios niveles de importancia, desde h1 (el más relevante) hasta h6 (el más secundario). También en este caso, se recomienda incluir las palabras clave en algunos de los encabezados.
  • Textos en negrita. Este contenido, marcado con las etiqueta de HTML <bold> o <strong>, ayuda a que los buscadores den más valor a las palabras que contienen. De ahí que sea recomendable que las keywords figuren en negrita.
  • Imágenes. En términos de lenguaje de programación, estos recursos contienen el atributo alt text, en el que se puede introducir una keyword.
  • Enlaces (también denominados hipervínculos o hyperlinks). En relación con este aspecto, cabe resaltar dos elementos: el llamado texto ancla (o anchor text), que es el que se visualiza en la página web y sobre el que los usuarios hacen clic, y la URL. Desde el punto de vista del SEO, es aconsejable que ambos contengan una. A su vez, se pueden distinguir dos tipos de enlaces: los del tipo dofollow —una característica que tienen todos los hipervínculos por defecto, y que contribuyen a aumentar la autoridad o relevancia de la página hacia la que apuntan—, y los del tipo nofollow. Estos últimos tienen la particularidad de que no ayudan a aumentar la autoridad de la web con la que enlazan y, por lo tanto, no mejoran su posicionamiento SEO. Este recurso es útil, por ejemplo, cuando una empresa incluye un link a una web de la competencia. Lo mismo ocurre cuando hay que incluir un enlace que dirija al usuario a una web con una mala reputación o de spam, lo cual podría rebajar la autoridad de la web que nos ocupa.
  • Enlaces con elemento canónico. Son hipervínculos que sirven para indicar a los buscadores qué páginas deben indexar en el caso de que haya varias que tengan un contenido. Por ejemplo, imaginemos las URL http://www.zapatillasdeportivas.com o www.zapatillasdeportivas.com. Cuando esto ocurre, se debe indicar cuál es la que los motores de búsqueda deben mostrar en sus resultados. Si no se toma esta precaución, los buscadores penalizarían el site, ya que interpretarían que tiene contenido duplicado.

2. Optimizar la estructura de una web

La segunda variable trata de cómo organizar la estructura del site. Nuestra recomendación es hacerlo de forma piramidal, de tal manera que de la home salgan páginas enlazadas, y estas, a su vez, enlacen a otras páginas de categorías de manera que la autoridad de la home pueda fluir hacia el resto de páginas.

En este punto hay que ser conscientes de un hecho: a mayor autoridad, mayor número de páginas de contenidos se pueden tener en la web. Esto es así porque si hay una gran cantidad que repartir (en este caso la autoridad es lo que se reparte) se podrá hacer de mejor manera ya que, si la autoridad es pequeña y se reparte entre muchas páginas, a estas prácticamente no les llega nada y de poco sirve el traspaso de la autoridad de la home.

Otro punto a tener en cuenta para mejorar la navegación de los usuarios por la web es añadir un mapa del sitio web en el que se puedan ver de un vistazo todas las páginas que se incluyen dentro de tu web. Todo esto ayuda a mejorar la navegabilidad de los usuarios y a que los buscadores puedan indexar mejor las páginas de un site.

3. Optimizar las páginas de contenido

Como ya sabrás a estas alturas, para una buena optimización SEO, el contenido es el rey y eso se debe notar en la web.

Debes tener contenido de calidad que trate sobre los servicios y/o productos que ofrezcas. Todos ellos tienen que estar redactados de cara al SEO y acompañados, siempre que sea posible, de material gráfico que irá debidamente etiquetado con la keyword que se quiere posicionar.

Además, en la medida de lo posible, hay que incluir en el contenido enlaces hacia otras páginas de la misma web de manera que se pueda traspasar la autoridad y, por otra parte, Google cohesione las páginas.

¿Te gusta lo que estás leyendo? ¡Suscríbete al blog!

Consejos para crear un buen contenido web

El contenido escrito manda hoy en día, tanto por temas de SEO como par atraer usuarios. ¿Sabes qué tienes que tener en cuenta?

Satisfacer las necesidades de los usuarios

Para ello debes saber qué suscita el interés de los usuarios y escribir a partir de ello. Acuérdate de darles información valiosa que les ayude a solventar su necesidad latente.

Posibilidad de ser enlazado fácilmente

Para que el contenido sea relevante tiene que ser posible acceder a él mediante enlaces y de manera directa, con lo que es necesario que dispongan de URL propia.

Contenido optimizado

La palabra clave debe aparecer en el primer párrafo del texto, en los subtítulos y distribuida de manera natural a lo largo del texto. Además, tiene que ir marcada en negrita y aparecer en la descripción de las imágenes.

¿Cómo optimizar la parte audiovisual de los contenidos?

Tenemos más que claro que el contenido escrito hace un buen papel dentro del posicionamiento SEO, pero lo cierto es que cada vez más imágenes y vídeos van ganando puestos hacia el top de los elementos que más favorecen al posicionamiento orgánico.

Es por ello que, si todavía no lo haces, debes empezar a usar imágenes y vídeos y saber optimizarlos correctamente.

Optimizando imágenes

Empezaremos hablando de la optimización SEO de las imágenes. Para conseguir que los buscadores las consideren relevantes hay que tener en cuenta lo siguiente:

  • Incluir la palabra clave en el nombre de la imagen.
  • Insertar en el campo 'Alt' la keyword a posicionar.
  • Rellenar el campo 'Title' con alguna pequeña variación respecto al campo 'Alt'.
  • Optimizar el peso de las imágenes con softwares del tipo Compressor.io o Kraken.io.
  • Utilizar imágenes libres y de buena calidad.

Optimizando vídeos

Los vídeos han presenciado un boom espectacular en los últimos tiempos, por lo que es importante saber cómo optimizarlos para beneficiarse de este tirón:

  • Escribir una descripción del vídeo buena y llamativa que ayude a que sea encontrado. Para ello, hay que incluir siempre la keyword.
  • Guardar todos los vídeos en un mismo directorio.
  • En el caso de YouTube o otras redes sociales, el thumbnail (la miniatura del vídeo) debe ser atractivo para conseguir más clics.
  • Los vídeos, a no ser que se precise, no deben durar más de 5 minutos, ya que el usuario perderá su atención.

En este post te he ofrecido solo un resumen de cómo optimizar tu página web para que aparezca mejor posicionada en los buscadores.

Si quieres saber más sobre este tema y conocer de primera mano las prácticas de SEO más recomendables actualmente (y también algunas que no lo son), descárgate el ebook gratuito Los secretos del SEO.

New Call-to-Action

Publicado originalmente el 11 de enero de 2017, actualizado el 22 de septiembre de 2022.

Revisado y validado por Susana Meijomil, Inbound Content Marketing Manager en InboundCycle.

FAQs sobre optimización web

  • ¿Cómo optimizar sitios web?

    Para hacer una buena optimización de sitios web, es necesario aplicar actualizaciones relacionadas con el sitio web propiamente (SEO, dominio, etc.); la estructura de la web y las páginas de contenido.

  • ¿Cómo hacer una web optimizada para SEO?

    Para hacer una web optimizada para SEO, es necesario centrar bien la información, no abusar en exceso de los textos y nunca, nunca, implementar elementos flash o música automática, ya que son prácticas que pueden ser penalizadas por los buscadores.
  • ¿Cómo posicionar una página web sin pagar?

    Para optimizar una página web, sin tener que recurrir a opciones de pago, lo más recomendable es apostar por el SEO, manteniendo actualizados todos los elementos de tu página web: títulos, encabezados HTML, hacer uso de las negritas, incorporar imágenes, hacer uso de enlaces o hipervínculos, entre otros. 

  • ¿Qué son las herramientas de optimización web?

    Las herramientas de optimización web son muy útiles a la hora de recopilar información sobre la experiencia del usuario en un sitio web; de esta forma podrás entender qué funciona bien y qué se puede mejorar, para poder ofrecer una mejor experiencia a quienes visitan tu sitio web.
  • ¿Qué es una estrategia de optimización?

    Una estrategia de optimización se refiere a todas las acciones que se pueden aplicar a un sitio web para mejorar su posicionamiento y visibilidad en los motores de búsqueda. La estrategia de optimización para cada sitio web es diferente, y es importante revisarla constantemente, ya que puede cambiar con el tiempo debido a la evolución de los motores de búsqueda y sus algoritmos.
  • ¿Cómo sé si mi sitio web está optimizado?

    Para saber si tu sitio web está optimizado, debes seguir estas recomendaciones: verifica el tiempo de carga del sitio, haz un seguimiento de las clasificaciones de palabras clave para las palabras clave que usas en tu sitio web, verifica la compatibilidad móvil, verifica la estructura de la página, verifica la relevancia de la contenido y, por último, comprueba los enlaces internos.

También te pueden interesar...

SEO en YouTube: cómo posicionar tus vídeos
Qué son los millennials y la generación Z: características y diferencias
Branding awareness: qué es y cómo puede ayudar para dar reconocimiento a una marca

¿Y tú qué opinas? ¡Déjanos aquí tus comentarios!

Suscríbete al Blog
Suscríbete por email y recibe además un pack de bienvenida con nuestros 5 mejores artículos