<img height="1" width="1" style="display:none;" alt="" src="https://dc.ads.linkedin.com/collect/?pid=81693&amp;fmt=gif">

¿Qué es la indexación o indexar un contenido y cómo hacerlo?

New Call-to-Action

Es muy probable que hayas oído hablar de la importancia de que tu web esté bien indexada pero no acabas de comprender por qué. Para resolver tus dudas, en este post te cuento qué es la indexación, cómo favorecerla, cómo medir su frecuencia y cómo detectar posibles problemas.

Sigue leyendo y haz que tu página aparezca en los motores de búsqueda en cuestión de segundos.

¿Qué es la indexación o indexar?

Si buscas la definición de la palabra indexar en la RAE, la segunda acepción que nos aparece lo define como: “Registrar ordenadamente datos e informaciones para elaborar su índice.” Cuando se traslada esta definición al escenario digital, no hay otro índice más claro que no sean las SERP (Search Engine Results Page), es decir, las páginas de resultados de los motores de búsqueda.

El mayor indexador del mundo actualmente es Google, y conseguir que indexe tu contenido quiere decir que aparecerás en sus resultados de búsqueda. Esto es algo muy positivo, porque genera visitas a tu página web y, por lo tanto, opciones de generar conversiones y ventas. Así, la indexación, es un aspecto fundamental y que debes tener siempre en cuenta.

¿Te gusta lo que estás leyendo? ¡Suscríbete al blog!

¿Qué es, por tanto, indexar o la indexación?

Así, a la pregunta “qué es la indexación”, podemos responder que es la acción por la cual los robots (o bots) de rastreo de Google encuentran nuestro contenido, nuestro site, y lo registran en sus bases de datos para, posteriormente y cuando alguien busque una información, posicionarlo en las páginas de resultados.

El propio buscador, en su guía sobre indexación y rastreo, realiza una comparación bastante útil y que cualquier usuario entendería: el bot de Google rastrea los billones de páginas que existen para indexarlas, es decir, para añadirlas a un índice (como el de un libro). De esta forma, cuando un usuario realice una consulta ("cómo hacer una tarta", por ejemplo), el buscador solo debe acudir a la parte del índice relacionada con ella para, posteriormente, posicionarla en función de su algoritmo.

Este divertido vídeo de Google te explica cómo consiguen que funcione:

how search google worksSi has entendido el concepto y ves la importancia que esto tiene para tu página web y para tus visitas, pero no sabes cómo trabajar la indexación de tu sitio web, sigue leyendo y te cuento cómo puedes trabajarlo.

¿Por qué es importante estar indexados?

Como decía, estar indexado significa aparecer en las SERP (páginas de resultados de búsqueda). Por lo tanto, si tu página no está bien indexada, por muy bueno que sea el contenido, a ojos de Google dicha URL no existe y, en consecuencia, no aparecerá en las páginas de resultados tras una búsqueda de los usuarios.

¿Cómo ayudar a la indexación de tu sitio?

Como he comentado antes, es el bot de Google (también conocido como “araña”) el que se encarga de rastrear el contenido pasando de un enlace interno a otro. Pero no puedes dejarlo todo solamente en las manos de Google, sino que también puedes ayudarle en su “misión” de rastrear e indexar todo tu contenido con la creación de un sitemap, entre otras cosas.

A continuación verás una recopilación de los consejos más útiles para que el buscador se pase más por tu página:

Actualización constante

Si actualizas tu contenido con una buena frecuencia, si puede ser diaria mucho mejor, acostumbrarás al bot de Google a rastrear tu página diariamente. De esta forma, cada vez que lances un nuevo post, se indexará en cuestión de horas o incluso minutos.

Si tu página web es nueva, al principio costará que Google se fije más en ti y el Domain Rating de tu página web no será tan elevado. Lo irás ganando poco a poco a medida que vayas manteniendo el ritmo de publicación.

No te quedes corto de enlaces internos

No tengas miedo a enlazar a páginas internas relevantes. Es imprescindible tener un menú superior de categorías y subcategorías para facilitar el rastreo, pero si además incluyes enlaces internos dentro del propio contenido, mejor:

Tienes que tener en cuenta también toda la estrategia de enlaces follow vs no-follow porque esto ayudará a los robots de Google a seguir qué páginas deben estar conectadas, lo cual ayudará al posicionamiento web. En este otro artículo te dejo algunos consejos para tener en cuenta a la hora de desarrollar una estrategia de enlaces.

Toda esta estrategia de link building no define en sí la indexación, pero consigue que una vez esté todo bien implementado, ayude en las búsquedas de los motores y consiga mejor posicionamiento.

Crea sitemaps

Los sitemaps son archivos que recopilan todas las URL de una página web. Tener uno de estos archivos facilitará muchísimo a Google la labor de indexación y rastreabilidad, por lo que te recomiendo que tengas uno, sobre todo si tu web tiene muchas URL. Puedes crearlo con opciones como:

  • WordPress. Como decía, puedes instalar un plugin, como XML Sitemap (gratuito), que crea un sitemap automáticamente.
  • Screaming Frog. Es una herramienta que te puede ayudar a crearlo de forma rápida y sencilla. Simplemente deberás descargar el fichero .xml que se genera y subirlo al FTP de tu dominio. Necesitarás un poco de conocimiento técnico para configurarlo.
  • Manual. Si tienes un poco más de experiencia y conocimiento técnico, puedes seguir este paso a paso de Google, en el que te cuentan cómo crearlo tú mismo. No te lo recomiendo, porque las otras herramientas te lo hacen de forma automática y son suficientes para que funcione correctamente. Pero si te pica la curiosidad y dispones de tiempo y recursos para hacerlo, ¡adelante!

Usa robots.txt

Los robots.txt son archivos que sirven para bloquear la indexación de cualquier URL de tu sitio web. Como consejo, aplica la etiqueta “Disallow” en algunas páginas que no quieres que se indexen. No mejorará la indexabilidad (será la misma que si no tuvieses), pero sí que te permite personalizar mejor qué URL quieres que se muestre en los resultados de búsqueda y qué URL no te interesa que se indexen (Thank you Pages, Landing pages concretas de productos, políticas de privacidad, documentos, etc.).

Como pasaba en el apartado anterior, esta acción de no indexar contenido también puede desarrollarse de un modo más técnico y de forma manual, como Google mismo te indica. De nuevo, estamos hablando de un reto más tecnológico que requiere de conocimientos HTML para la gestión de metadatos que harán que determinadas páginas o secciones no se indexen.

Si, de todos modos, quieres asegurarte un 10 en indexación, repasa el checklist con 8 pasos de este artículo de mi compañera Andrea Castañar.

¿Cómo saber si Google te está indexando?

Ahora bien, después de hacer todos estos pasos es probable que te surja esta pregunta: “¿Estará Google indexando mi contenido?”. Veamos cómo puedes comprobar si la indexación se está haciendo correctamente:

Comprobación manual de la indexación de una URL

Aplicando el comando “site:” en Google sabrás cuántas URL de tu página web aparecen en las SERP. Simplemente debes usar la combinación site:tudominio.com en la barra de búsqueda.

Te aparecerán el total de URL indexadas, tal como ves en la imagen:

url indexada inboundcycle

¿Cómo forzar el rastreo de tu dominio para la indexación

Existe un truco muy útil para que Google rastree e indexe nuevamente (o por primera vez) tu contenido en cuestión de segundos o minutos.

Solamente tienes que acceder a Search Console, dar de alta tu web si no lo has hecho ya, y desde el panel de la izquierda acceder a “Rastreo” > “Explorar como Google”.

Allí encontrarás la opción de introducir una URL de tu proyecto. Puedes dejar el campo en blanco si quieres que se rastree la home, o poner cualquier URL para que rastree alguna página interna.

Simplemente debemos escribirla y hacer clic en “Obtener y procesar”.

indexacion google search console

Normalmente en cuestión de segundos la URL enviada se rastrea y se indexa, pero Google nos avisa de que puede tardar hasta unos minutos, aunque no es lo común.

Si en unos minutos ese contenido no se ha indexado, es posible que tengas problemas de indexabilidad con esa URL. Para solucionarlo, aunque pueden darse muchos casos, lo primero que haría sería revisar el archivo "robots.txt".

Como te comenté al inicio del post, es aquel archivo en el que bloqueas la indexación de determinadas páginas. A lo mejor tienes ahí algo que obstaculiza su indexación.

Desde Search Console tenemos una opción rápida para comprobar problemas en el estado de indexación. Solamente tenemos que ir a la siguiente sección de la plataforma: "Índice de Google" > "Estado de indexación".

Se nos mostrará un gráfico como el siguiente, en el que podremos ver cuántas páginas internas se han enviado al índice de Google, y cuáles ha bloqueado mediante el robot:

estado de la indexacion google search console

Y aquí llegamos al final del artículo. Hemos visto qué es la indexación, cómo favorecer la rastreabilidad (y, en consecuencia, la indexación), cómo medir su frecuencia y cómo detectar posibles problemas. ¿Has tenido alguna vez problemas con la indexación de tu página? ¿Cuáles son tus trucos para indexar? Me encantaría leerte en comentarios.

New Call-to-Action

También te pueden interesar...

Marketing digital en Instagram: 7 beneficios de incorporarlo a tu estrategia
Cómo promocionar una página en Facebook gratis
¿Cómo mejorar tu blog? 11 puntos que debes revisar

¿Y tú qué opinas? ¡Déjanos aquí tus comentarios!

Suscríbete al Blog
Suscríbete por email y recibe además un pack de bienvenida con nuestros 5 mejores artículos