<img height="1" width="1" style="display:none;" alt="" src="https://dc.ads.linkedin.com/collect/?pid=81693&amp;fmt=gif">
Español

Qué es el employer branding, estrategias para aplicarlo y ejemplos

No cabe duda de que el employer branding ha ido incrementando su importancia hasta convertirse en un punto más a trabajar en las estrategias de marca. Y es que, según un estudio realizado por Content Stadium, hasta el 64 % de las empresas tienen ya en marcha una estrategia de este tipo, algo que se acentúa hasta el 76% cuando hablamos de empresas de más de 10.000 empleados.

Actualmente, ya pocas empresas se preguntan cuán importante es el valor de su marca. Es simplemente una cuestión libre de duda: cuidar la reputación de una empresa y crear una estrategia para incrementar su valor es crucial a la hora de posicionarse en el mercado y aumentar su facturación.

La reputación no se logra solo cuidando el comportamiento de la empresa desde sus inicios, sino generando valor tanto a nivel externo (clientes, proveedores, accionistas) como a nivel interno (directivos, empleados). Es precisamente para estos últimos, los empleados, donde la imagen de marca está ganando cada vez más peso para su atracción y retención, aspectos clave para el crecimiento de cualquier organización.

¿Quieres saber más acerca del employer branding y cómo diseñar una estrategia que te permita aumentar el valor de tu marca de cara a la contratación de personal cualificado? Te lo contamos todo a continuación.

¿Qué es el employer branding?

El employer branding o marca empleadora hace referencia a la percepción de trabajadores y/o posibles empleados de una empresa sobre esta misma. En otras palabras, es la reputación de la empresa desde el punto de vista de empleados y posibles futuros empleados. 

La importancia de la marca empleadora ha incentivado el número de estrategias de este tipo. Una estrategia de employer branding es una estrategia corporativa que tiene como objetivo mejorar la percepción que tienen los trabajadores o posibles candidatos a serlo de su empresa.

Origen del concepto de employer branding

El concepto de employer branding fue utilizado por primera vez en un paper académico de Simon Barrow y Tim Ambler en 1996. En este se explicaba cómo se podían aplicar técnicas de branding de forma interna desde el departamento de RR.HH. como parte de la estrategia de fidelización de talento. 

Esta idea empezó a calar en grandes multinacionales de Estados Unidos: Google, Netflix o Facebook fueron algunas de las pioneras. El concepto se esparció internacionalmente con la salida del libro The Employer Brand: Bringing the Best of Brand Management to People at Work (Simon Barrow and Richard Mosley) en 2005. 

La idea de cuidar la marca de cara al empleado empezó a aplicarse en países como Australia o Alemania. En España esta estrategia aterrizó en 2008 y, en la actualidad, cada vez son más las empresas interesadas, sobre todo, en aquellos sectores donde existe una gran competencia por el talento. 

Importancia del employer branding

La importancia de una buena estrategia de employer branding radica en sus múltiples beneficios en la gestión de talento, una cuestión que puede tener un alto impacto en la reducción de costes y el aumento de beneficios empresariales. En un mundo tan competitivo y con grandes movimientos laborales a nivel internacional, la gestión del talento se convierte en una pieza clave para el desarrollo de las funciones dentro de una empresa.

La estrategia tiene un enfoque que necesita aumentar la coordinación entre los departamentos de Marketing y RR.HH. De lo contrario, la ausencia de esta podría generar un mal clima laboral y provocar el efecto contrario al deseado. Las promesas no cumplidas pueden aumentar el malestar y reducir la credibilidad. 

La alta competencia, sobre todo en sectores tecnológicos, puede incrementar la fuga de talento ante una negativa percepción de una marca por el empleado. Asimismo, esto también dificulta la contratación de nuevo personal, puesto que es muy habitual que los candidatos busquen la experiencia de otros trabajadores en la red.

Por lo tanto, el employer branding no es solo una cuestión de reputación. Su efecto tiene un impacto directo en la producción de la empresa. La valoración de la marca por parte de los empleados es cada vez más determinante en el apartado de los recursos humanos. Y no podemos perder de vista que los empleados son el corazón de una empresa. 

¿Te gusta lo que estás leyendo? ¡Suscríbete al blog!

Ventajas del employer branding 

Como podrás imaginar, crear e implementar una estrategia de employer branding tiene un gran número de ventajas para las empresas, tanto a nivel externo como interno. Algunas de las más destacadas son:

employer-branding-ventajas

Captación de talento

La competencia genera una constante lucha por encontrar a los mejores profesionales, para los que ya no solo importa su capacidad de desarrollo dentro del puesto, sino su encaje a nivel cultural con los valores, visión y misión de la compañía. 

Una buena marca empleadora permite transmitir claramente esta visión y misión empresarial y poner en valor la cultura de empresa específica de una organización. Una buena visibilidad es crucial para atraer un talento acorde a nuestras necesidades.

Retención de talento: fidelización

Del mismo modo que un desarrollado employer branding permite atraer a trabajadores, contribuye también a su retención. Los trabajadores se sienten más identificados con los ideales empresariales, sus beneficios, valores y objetivos.

Es por ello por lo que su fidelización aumenta; desde un inicio, muestran motivación y alineamiento, y, por lo tanto, es complicado que no se sientan a gusto y quieran probar otras opciones. Cuanto más coinciden los deseos y valores de empresa y empleado, más alta será la retención y menos opciones habrá de que los empleados quieran salir de la organización.

Descárgate tu guía gratis Cómo el inbound marketing puede contribuir al  branding de tu empresa

Ahorro de costes, tiempo y esfuerzo

Una buena reputación facilitará la inscripción de empleados y su retención dentro de un determinado rol. Esto reduce la inversión necesaria en portales de empleo, al necesitarse menos tiempo y menos esfuerzo para encontrar al candidato ideal. 

Ofrecer un trabajo a alguien de una empresa que desconoce y que no tiene propuesta de valor es mucho más complejo que cuando se ofrece una posición en una empresa con alta reputación e imagen global.

En este sentido, es muy importante cuidar los beneficios que pueden tener un impacto considerable en la elección de un trabajador, cuando estos se encuentran alineados con sus necesidades. Esto puede implicar que, con menos salario, un trabajador esté igual o incluso más contento, al compensarle con beneficios propios como la posibilidad de teletrabajo o la flexibilidad horaria. Además, el aumento de la fidelización reduce todos los costes derivados de la rotación de personal.

Mayor motivación e implicación

Los empleados alineados con la empresa tienden a ser más comprometidos, y esto se traslada en una mayor productividad y, por lo tanto, un ahorro en los costes. El liderazgo a la vieja usanza, donde los jefes sobreexplotan su autoridad para conseguir resultados, forma parte del pasado.

Con el paso de los años ha quedado demostrado que un empleado feliz es mucho más productivo que un empleado que simplemente cumpla órdenes estrictas. Una buena estrategia de employer branding está enfocada a conseguir que los empleados sean felices y que, con ello, crezcan la motivación, la implicación, el rendimiento y la creatividad.

Cómo potenciar el employer branding

Ha quedado claro que diseñar e implementar estrategias y técnicas de employer branding es muy valioso para las empresas. ¿Pero cómo puedes hacerlo? Según las últimas tendencias de employer branding, existen varias acciones que podemos iniciar.

cómo-potenciar-el-employer-branding

1. Definición de la propuesta de valor de tu empresa

Antes de iniciar cualquier estrategia de marca empleadora, deberás tener muy claras la misión, visión y cultura de tu empresa. Sobre todo, cuando la empresa no es tan conocida, es crucial identificar y mostrar estos atributos de una forma transparente y coherente.

En recursos humanos no solo buscamos a personas que puedan desarrollarse bien en la posición, sino también que encajen culturalmente con la organización. Esto último está muy relacionado con los objetivos perseguidos y los valores propios. Dar visibilidad a estos valores y misiones es lo que permitirá atraer a aquellos que los compartan.

2. Involucrar a toda la empresa: beneficios

Para aplicar técnicas que mejoren el bienestar de los empleados es necesario entender sus necesidades. La información es crucial para plantear una buena estrategia de employer branding. No tengas miedo a preguntar a cualquier cargo, te puede dar una visión que quizá no se tenía contemplada. Pregunta a tus empleados para entender mejor en qué se destaca y en qué se puede mejorar.

Una vez obtenida esta información, trabaja en mejorar aquello que sea más factible y/o más impacto pueda generar. Junto al salario, los beneficios son la principal prioridad de los candidatos. Además, apóyate en ellos para promover tu marca: que compartan en RR.SS. publicaciones de la empresa, que dejen valoraciones en portales, etc. ¡Quizá consigues a embajadores de marca para dar más credibilidad!

También debes recordar que no todo implica gasto de presupuesto; quizá hay ciertos aspectos que no gustan y que se pueden mejorar rápidamente; un proceso, una tarea repetitiva, una forma de realizar mejor las cosas… Acciones simples pueden facilitar el día a día de los empleados. Si se sienten escuchados y sus quejas se tienen en cuenta, su compromiso con la empresa aumentará.

3. Mensajes reales y transparentes

La falta de transparencia o coherencia es, sin duda, uno de los grandes problemas a la hora de gestionar el talento. Mostrar lo que eres y por qué, de una forma simple y sincera, así como mantener la coherencia en todos tus canales (RR.SS., página web, LinkedIn, etc.) es simplemente esencial.

Mentir es uno de los errores más graves si quieres mejorar tu employer branding. Según un estudio realizado por CareerArc; el 87% de los empleados afirman que sus probabilidades de optar por un trabajo disminuyen cuando encuentran opiniones negativas de otros trabajadores.

Por lo tanto, mostrar tus valores y mantenerlos sea cual sea la circunstancia te dará credibilidad y mejorará la percepción de tu imagen. Para contar todo esto de una forma más convincente, puedes apoyarte en las historias. Estas nos fascinan y tienen mayor poder de atracción. Puedes utilizar ejemplos reales, casos específicos, y si hay imágenes o personas que lo transmitan, mejor.

4. Investiga tu imagen en portales de empleo

Los portales de empleo, como, por ejemplo, Glassdor, son otro de los puntos que deberías tener en cuenta en tu estrategia. Este tipo de sitios tienen un gran poder a la hora de atraer talento, por lo que es importante cuidarlos.

Relacionado con el anterior punto, todos tus canales deben ofrecer una imagen apropiada, y los portales de empleo no deben ser una excepción. Además, aquellos en los que se puedan obtener valoraciones pueden servir tanto como medio para recopilar información como para contribuir a la reputación de la marca.

5. Asegúrate de dar una buena experiencia a los candidatos durante el proceso

Cualquier estrategia de employer branding debe iniciarse desde el minuto 0 de contacto entre empresa y potencial empleado, lo que incluye las ofertas de trabajo. Y es que más de un 80% de los candidatos afirman que una mala experiencia como candidato les haría cambiar de opinión sobre un cargo o empresa que antes les gustaba.

Por lo tanto, ofrecer una buena experiencia desde el primer contacto es algo que debe cuidarse al detalle, pues todas las opiniones cuentan. Incluso si el candidato no encaja con lo que buscamos, debemos darle visibilidad sobre el proceso. No sabemos la influencia de este candidato/a, ni ahora ni en un futuro. Nuestra reputación está en juego, cuidémosla. Recuerda que solo hay una oportunidad para dar una buena primera impresión.

Por otro lado, también debes implementar mejoras en el onboarding. Una vez aceptada la oferta, tenemos que cuidar la entrada de esta persona y dar acceso adecuado a todos los recursos necesarios para que empiece de la mejor manera. Todo lo que hemos estado transmitiendo y todo lo que nuestra compañía representa debe transmitirse en este proceso.

Asimismo, también es necesario transmitir y comunicar la responsabilidad social de tu empresa. Trabajar por un motivo concreto tiene mucha fuerza, y es algo que puede hacer decantar a los potenciales candidatos. Sentir que lo que hacen tiene impacto es una fuerte fuente de motivación.

6. Redes sociales

En plena era tecnológica, es muy probable que tus potenciales empleados y actuales empleados utilicen una o varias RR.SS. Es importante aumentar la presencia en estas, no solo para ser encontrado rápidamente, sino también para poder transmitir de forma adecuada cómo es la empresa.

Eso sí, debes saber que las redes sociales son un arma de doble filo. Cualquier acción negativa puede destrozar la reputación que tanto nos ha costado conseguir, así que debes tener mucho cuidado con lo que publicas. Además, si alguna polémica te salpica, es importante intervenir rápidamente para minimizar daños.

Cómo medir el employer branding

Como cualquier otra estrategia de marketing, toda acción que se toma tiene que estar justificada por un retorno superior al de su coste. Para poder hacer una evaluación adecuada de la eficacia de una buena estrategia de employer branding, existen una serie de métricas que nos pueden ayudar:

Número de inscritos que cumplan con el perfil

El número de inscritos que cumplan con el perfil es un buen indicativo del poder de nuestra marca. Eso sí, también debes tener en cuenta que la descripción de una oferta es importante para cualquier portal. La marca empleadora aumenta las posibilidades de atraer talento, incluso cuando la empresa es desconocida inicialmente: la gente investigará lo que le puedes ofrecer en el momento de la aplicación.

Ratio de retención

Una buena estrategia de employer branding permitirá aumentar la tasa de retención y, por lo tanto, aumentará el tiempo de continuidad de las personas en nuestra organización. Cuanto mayor sea el ratio de retención, mayor satisfacción general habrá en la plantilla, lo que significa que la estrategia está dando sus frutos. 

Tiempo de contratación

Cuando el nombre de tu marca es reconocido en el sector, es más sencillo encontrar los candidatos más adecuados. Del mismo modo que las marcas invierten grandes cantidades de dinero en publicidad, nuestra marca empleadora potencia nuestra imagen y hace más atractiva nuestra empresa para posibles nuevos miembros. No importa si no nos conocen, si nuestra estrategia es correcta, podrá atraer al perfil adecuado.

Coste de contratación

Alineado con el anterior punto, un menor tiempo de contratación se deriva en menos gasto en portales u otras fuentes, y en menos necesidad de equipo en el departamento de talento. La inversión en employer branding puede repercutir positivamente en el coste de contratación, por lo que es un buen KPI para medir el éxito de tu estrategia. 

Bienestar de los empleados

Aunque más subjetivo, es factible obtener datos a partir de encuestas para averiguar si la motivación y felicidad de los trabajadores ha aumentado, y conocer el impacto que ellos creen que ha generado nuestra estrategia. Por ejemplo, podemos hacer encuestas con preguntas como:

  • ¿Crees que esta medida mejorará tu día a día?
  • ¿Te sientes más productivo desde la aplicación de X acción?
  • ¿Crees que esta medida mejora la percepción que hay sobre nuestra empresa?

Ejemplos de empresas con una buena estrategia de employer branding

Actualmente, son muchas las empresas que están implementando estrategias de employer branding con buenos resultados. A continuación te dejo algunos ejemplos. 

Ejemplo 1: Google

El gigante tecnológico recibe más de 3 millones de CV al año y tiene hasta una película inspirada en su proceso de selección (The internship, 2013). Pero ¿qué tiene Google para gustar tanto?

Más allá de su popularidad internacional indiscutible, Google es consciente de la importancia de una buena estrategia de employer branding; al fin y al cabo, ser conocido no implica tener buena fama.

Por ello, Google trabaja desde su página web hasta sus RR.SS. con el fin de transmitir una misión clara, potente y coherente, para poder atraer a aquellas personas afines. En su página web encontramos de forma muy concisa su misión y también su compromiso con las personas; con ejemplos claros, reales y emotivos: 

Employer_Branding_Ejemplo_GoogleFuente: Google

Además, Google presenta una página de “Trabaja con nosotros” muy trabajada y accesible, en la que es fácil entender el perfil buscado, el clima laboral y los valores fomentados. Es esta facilidad de información lo que atraerá fácilmente a los potenciales candidatos y harán que los actuales empleados se sientan orgullosos de pertenecer a la organización. 

Employer_Branding_Ejemplo_Google_Trabaja_con_nosotros

Fuente: Google

Ejemplo 2: HubSpot

Este famoso CRM inaugura su página de empleo con un potente y llamativo mensaje: “Let’s grow together”. Desde una entrada, deja clara su apuesta por sus trabajadores, sus objetivos y visión, facilitando datos claros y ejemplos de cómo sería un día a día.

HubSpot tiene incluso una cuenta de Instagram dedicada exclusivamente a mostrar cómo es trabajar en HubSpot; se nota lo que motiva a sus empleados y se expresa claramente la cultura corporativa en HubSpot; una buena relación entre todos, diversa y transparente.

Además, algo muy clave aquí es la escucha que HubSpot realiza a todos sus empleados; se aceptan todas las opiniones y se les da el valor que se debe. También cuenta con diferentes beneficios interesantes como las vacaciones ilimitadas, la posibilidad de teletrabajo, formación y seguros de salud.

employer_branding_ejemplo_hubspotFuente: HubSpot

Employer_branding_ejemplo_Hubspot_RRSS

Fuente: HubSpot

Ejemplo 3: Decathlon

Decathlon deja en todo momento muy claro cuáles son sus valores y cómo de importante es que sus empleados los compartan. Tienen un mensaje claro y directo; “El mejor lugar para un deportista”: saben el tipo de empleado que buscan y el entorno que generan.

El employer branding de Decathlon se apoya en historias reales, en el apoyo a la diversidad, inclusión y a la unión que el deporte genera en todos ellos. Unos fuertes valores, expresados, compartidos y fomentados. Además, también se ve su apuesta por la innovación.

Employer_Branding_ejemplo_Decathlon

Fuente: Decathlon

Ejemplo 4: Liberty Seguros

Liberty Seguros, además de tener buena reputación en diversas plataformas y de tener una página de “Trabaja con nosotros” clara, cuenta con un apartado dedicado a dar motivos por los que trabajar con ellos. Además, está considerada como una de las mejores empresas para trabajar en España en 2022.

Este título fue otorgado por Great Place To Work, una compañía que reconoce y distingue, a partir de encuestas a empleados, las mejores empresas para trabajar. Sin duda, este certificado es de gran atractivo para cualquier potencial empleado y también es un gran mecanismo de retención. 

Employer_branding_ejemplo_hubspot_Liberty

Fuente: Liberty Seguros

A tener en cuenta

A pesar de la gran estrategia de employer branding de las anteriores empresas, es siempre oportuno estar atentos a posibles polémicas, asegurando la coherencia del mensaje y actuando rápido ante posibles escándalos. 

Además, es conveniente revisar las valoraciones que nos dejen en otras plataformas, como Glassdoor, comentado anteriormente. Este portal es famoso por tener reviews de varias empresas en todo el mundo. Dado que es una plataforma ajena a las empresas, los diferentes empleados pueden dejar opiniones anónimas sobre una determinada organización. Esta información es de gran valor y puede dar más credibilidad que el contenido propio, el cual, siempre va a estar enfocado en lo bueno. 

Como ejemplo tenemos la página de opiniones de Glassdoor de InboundCycle, en donde se pueden apreciar altas puntuaciones, que corroboran los valores y ambiente fomentado:

Employer_Branding_Glassdoor_InboundCycle

Fuente: Glassdoor

La importancia en la gestión de talento

No cabe duda de que una buena estrategia de employer branding puede tener un gran impacto en la gestión de talento. No solo en la fase de atracción, sino también en la fase de retención.

Actualmente, vivimos en un mundo muy competitivo en el que la guerra no solo está en la cuota de mercado, sino en atraer y mantener al mejor talento. Para competir en este mercado laboral complejo y cambiante, es indispensable ofrecer unas excelentes condiciones y entender las nuevas necesidades de las personas. Considerar el employer branding como una forma de estar más cerca de estas necesidades y crear relaciones a dos bandas.

En InboundCycle somos plenamente conscientes de la importancia del employer branding. Queremos ayudar al crecimiento de negocio de nuestros clientes, promoviendo el desarrollo personal y profesional de todo nuestro equipo y dando el apoyo necesario para poder crecer juntos. Todos nuestros valores han sido creados por y para nuestros miembros, y contamos con beneficios propios como el teletrabajo o el horario flexible, que están alineados a nuestra cultura.

¿Te gustaría formar parte de InboundCycle? ¡No dudes en visitar nuestra página de equipo!

Employer_branding_InboundCycle_TrabajaConNosotros

New Call-to-action

Publicado originalmente el 2 de febrero de 2023.

Revisado y validado por Susana Meijomil, Inbound Content Manager en InboundCycle.

Fuentes

  1. LinkedIn Business - 2022 Global Talent Trends Report

  2. Employer Branding Lab - Employer Branding: Guía Definitiva Para Atraer Y Fidelizar El Talento En 2023

  3. Intoo - Employer Brandin Study 2017

FAQs sobre employer branding

  • ¿Cómo se hace el employer branding?

    Una estrategia de employer branding comprende una serie de acciones a nivel global para fortalecer la reputación de una empresa desde el punto de vista de empleados y potenciales trabajadores. 

    Realizar una buena estrategia de employer branding implica un análisis profundo de la propuesta de valor de una empresa, así como el soporte de todos los trabajadores, comunicando una imagen real y transparente.
  • ¿Qué significa el employer branding?

    Employer branding significa 'marca empleadora', y consiste en la reputación de la empresa desde el punto de vista de empleados y potenciales futuros empleados.
  • ¿Qué es lo que buscan los empleados?

    Los empleados coinciden en que la compensación y beneficios son su principal prioridad. Les sigue el soporte para poder balancear trabajo y vida personal, la flexibilidad y las posibilidades de aprender y desarrollar nuevas habilidades
  • ¿Cuál es el objetivo del employer branding?

    Una buena estrategia de employer branding tiene como objetivo mejorar la gestión del talento dentro de una empresa (atracción y retención), lo cual tiene un impacto positivo en los beneficios empresariales y en la motivación global de los trabajadores
  • ¿Es el employer branding parte de los Recursos Humanos (RR.HH.)

    Dada la importancia para la gestión de talento que tiene una estrategia employer branding, podríamos considerar su implementación, una actividad dentro del departamento de Recursos Humanos. Sin embargo, el employer branding depende mucho de la imagen global de la marca, por lo que su relación con el departamento de Marketing es fundamental para poder obtener mayores beneficios.
  • ¿Cuál es la clave para tener una buena estrategia de employer branding?

    No existe una fórmula mágica, pero sí una serie de acciones transversales que lo fomentan: una buena definición de la propuesta de valor, un buen uso de las RR.SS., la involucración de toda la empresa, el uso de mensajes claros, el control de la imagen empresarial en portales externos, etc.
  • ¿Qué hace un employer brand manager o gerente de marca empleadora?

    Se trata de un rol experto en la captación de talento. Domina tanto la captación como la atracción, y reconoce los elementos primordiales que las facilitan. Estos elementos, en bastantes ocasiones, van más allá de lo puramente económico, y, por ello, es fundamental entender los beneficios más valorados y, también, la estrategia más adecuada para la gestión del talento.
  • ¿Cómo atraer al personal?

    La atracción de personal es un reto que varía según la industria y el tipo de perfil buscado. Cada grupo de profesionales tiene necesidades específicas y propias, y es necesario evaluarlas para optimizar aquello que nos permitirá atraerlos y retenerlos.
Ver más

Otros artículos que te pueden interesar...

Marketing digital Crowdfunding: qué es, cómo crear tu campaña y ejemplos
Por Susana Meijomil en
Marketing digital Qué significa 'Opt-in' o 'Doble Opt-in' y cómo utilizarlos en email marketing
Por Ana Claudia Ferreira en
Marketing digital Plan de marketing: qué es y cómo hacer uno paso a paso
Por Sarah Vercheval en
Marketing digital Las 25 mejores plantillas de WordPress gratis
Por Ana Claudia Ferreira en

¿Y tú qué opinas? ¡Déjanos aquí tus comentarios!

Suscríbete al Blog
Suscríbete por email y recibe además un pack de bienvenida con nuestros 5 mejores artículos